viernes, 30 de enero de 2009

El día de la Paz…


El día de la Paz…







Hoy 30 de Enero es el día dedicado a la Paz, de este modo se conmemora la muerte del líder nacional y espiritual de la India, el Mahatma Gandhi, que fue asesinado el 30 de Enero de 1948. Gandhi fue un líder político religioso hindú cuyas enseñanzas inspiraron los movimientos pacifistas del mundo. Gran precursor de la Paz.





A continuación tenéis algunas de sus sabias frases:

"Nadie puede hacer el bien en un espacio de su vida, mientras hace daño en otro. La vida es un todo indivisible."

"Es mejor permitir que nuestras vidas hablen de nosotros
a que lo hagan las palabras".

“Cuida tus Pensamientos porque se volverán Palabras. Cuida tus Palabras porque se volverán Actos. Cuida tus Actos porque se harán Costumbre. Cuida tus Costumbres porque forjarán tu Carácter. Cuida tu Carácter porque formará tu destino… Y tu Destino será tu vida…”




Mahatma Gandhi





El otro día escuche el mensaje de Prem Rawat, sobre la Paz… y quiero compartirlo con vosotr@s amig@s, en este día tan importante…

La primera idea que nos transmite en su discurso es:
“La paz es fundamental y es posible”.
Para obtener plenitud y paz debemos poner de nuestra parte ya que la solución reside en nuestro interior… Conseguir la paz, depende mayormente de nosotros, de nuestras acciones. La paz empieza con cada individuo, cuando reconocemos cada corazón cada persona…

Me llamo la atención una frase muy bonita que dice: “He viajado mucho por todo el mundo, pero no he encontrado nada que no se pueda llamar todo el mundo”.

También me hizo pensar el siguiente comentario: “¿Cuánto se gasta en guerras?... ¿Cuánto se gasta en paz?...”
Otra frase interesante: “Es muy inteligente conocer a tus amigos, pero la verdadera sabiduría es conocernos a nosotros mismos…”

Finalizó su bonito mensaje con esta maravillosa cita llena de energía: “Se nos ha dado el regalo de la vida, la existencia, llega a su plenitud, cumple tu destino, sé feliz, siéntete satisfecho…”

Para terminar este post, os regalo un mensaje precioso que le debemos a esa maravillosa institución de: "Los Niños Cantores de Viena"… ¡¡Espero que se cumpla!!.







VENDRÁ LA PAZ

Si tú crees que una sonrisa es más fuerte que un arma.
Si tú crees que lo que une a las personas es más fuerte que lo que les separa.
Si tú crees en el poder de una mano tendida.
Si tú crees que ser diferente es una riqueza y no un peligro…

Entonces vendrá la paz.

Si tú sabes mirar al otro con un poquito de amor.
Si tú sabes preferir la esperanza a la sospecha.
Si tú estas persuadido que te corresponde tomar la iniciativa antes que al otro.
Si todavía la mirada de un niño llega a desarmar tu corazón…

Entonces vendrá la paz.

Si para ti, el otro es ante todo un hermano.
Si para ti la cólera es una debilidad, no una manifestación de fuerza.
Si tú prefieres ser herido antes de hacer daño a alguien.
Si tú no te sientes tan importante que “después de ti el diluvio”…

Entonces vendrá la paz.

Si tú alcanzas y te colocas al lado del pobre y del oprimido sin creerte un héroe.
Si tú crees que el amor es la única fuerza de disuasión
Si tú crees que la paz es posible…

Entonces vendrá la paz…




Que siempre haya mucha paz en vuestra vida y en vuestro interior… celebremos este día tan importante con paz y amor…




¡¡Hasta pronto querid@s amig@s!!






PD1: La canción que suena de fonde es “Imagine” de Jonh Lenon, que también nos da un mensaje de paz… aquí la tenéis traducida…

“Imagina”

Imagina que no hay cielo,
es fácil si lo intentas,
ningún infierno bajo nosotros,
sobre nosotros solo cielo,
imagina a toda la gente,
viviendo para hoy...

Imagina que no hay países,
no es difícil de hacerlo,
nada por lo que matar o morir,
ni tampoco religión,
imagina a toda la gente,
viviendo la vida en paz...

Puedes decir que soy un soñador,
pero no soy el único,
espero que algún día te nos unas,
y el mundo será uno.

Imagina que no hay posesiones,
me pregunto si puedes,
ninguna necesidad de codicia o hambre,
una hermandad del hombre,
imagina a toda la gente,
compartiendo todo el mundo...

Puedes decir que soy un soñador,
pero no soy el único,
espero que algún día te nos unas,
y el mundo vivirá como uno.







PD2: Muchas gracias por visitarme y comentarme, vosotros dais vida a este blog… os merecéis un regalo, así que a partir de ahora entregaré un premio al mejor comentarista (realizado por Fair Lady, gracias por permitirme su uso, linda :))… lo publicaré al final de cada post, cuando haya publicado el siguiente. ¡¡SUERTE!!







Comentarista ganador del post anterior:

Gracias por vuestra agradable visita, me encantan vuestras simpáticas, dulces y cariñosas palabras…
Esta vez el premio es para mí querido amigo Marciano. Gracias por tus agradables palabras.
Aquí tenéis su comentario, espero que os guste:


“Es una metáfora; el fuego quema y parece que matara toda la vida, pero de las cenizas siempre renace la vida. Al igual que el fuego en el bosque, nosotros vivimos experiencias que en un primer momento nos parecen terribles y dolorosas, pero que finalmente nos hacen madurar y crecer.
Saludos Eva y que este año 2009 haya muchos más viajes. Marciano”.







18 comentarios:

Miguelo dijo...

sino hay paz es por que no se puede obtener beneficio economico de ella.

Artemisa dijo...

Hola Miguelo!!

Por desgracia, así es :(

Pero por encima del beneficio economico estan las personas...

Muchas gracias por tu visita!
Besitos!

DGV dijo...

Paz... hoy en día algo escaso... por desgracia. :S

Me encanta Imagine, gran canción a pesar de que salga por allí Yoko Ono... XDDDD

Un beso.

Almendra Puck dijo...

Te ha quedado un post precioso y lleno de grandes verdades. Me ha encantado lo de los niños cantores, no lo conocía. Te ha faltado el "Give peace a chance"!!! jejeje. Es que al ver esa foto tan super sesentera y con el mismo lennon de fondo, instantáneamente ha empezado a sonar en mi cabeza: ALL WE ARE SAYING IS GIVE PEACE A CHANCE!!!!!!! Has visto el video en youtube? a mí me encanta :)

Artemisa dijo...

Hola David!!

Sí, la paz ha sido siempre algo escaso... por eso hay que celebrar este día tan importante... y procurar estar en paz siempre!!

Me alegro que te guse "Imagine" es preciosa :)

Besitos!

Artemisa dijo...

Hola Almendra!!

Muchas gracias por tus palbras, me alegro mucho de que te guste :)

No he visto el vidéo, pero ahora mismo lo busco, seguro que es bonito ;)

Muchos besos, preciosa!

Herodoto dijo...

Esta vez te voy a regalar un cuento sobre la Paz. Ante todo debo pediros a todos disculpas porque su lenguaje es un poco duro y malsonante, pero tened en cuenta que quien habla es un soldado, y los soldados no suelen tener un vocabulario muy educado...:

FELIZ NAVIDAD, HERMANO...

"Hacía frío ese día, Pierre, hermano. Mucho frío.

El frente del Somme semejaba tranquilo después de uno de esos bombardeos que se recuerdan toda la vida. Doscientas veintiocho bajas sólo en nuestro sector. La tarde anterior había visto como un obús se llevaba limpiamente la cabeza del sargento Lamartine, que había asomado la jeta por encima del parapeto para echarle un vistazo a las trincheras alemanas. Buena gente, Lamartine. Lo lamenté porque todos nos llevábamos bien con él, pero bien pronto los jodidos boches nos dieron motivos para preocuparnos por nuestra propia integridad...

Veinticuatro de diciembre de 1915.

Hay que joderse, querido Pierre...
Elías Bonancieux, ya sabes, el gordo de Rennes que tenía un hermano en lo del Marne, había encendido la estufa en el refugio y se estaba razonablemente bien. Dentro de lo que cabe, claro. Los sabañones me reventaban en las manos y tenía las botas envueltas en trapos, lo cual no impedía que mis pies estuviesen a punto de congelarse por el frío y la humedad. A pesar de todo se estaba bien allí. Una sensación casi confortable me recorría el espinazo desde el cuello a la rabadilla, Pero el bienestar en la vida del soldado es un privilegio que se disfruta más bien poco. El teniente Hadouin asomó el careto por la puerta y nos anunció que los bravos fusileros de la decimosexta compañía del Ejército del Somme íbamos a asaltar la cota 245 por enésima vez. Ya había perdido la cuenta.

Joder, Pierre. Carne picada otra vez. Ametralladoras alemanas escupiendo fuego como posesas. Otra vez. Bombardeo con obuses del 88 y medio. Y centenares de pardillos de apenas dieciocho o veinte años muriendo como moscas mientras nosotros, los machacas del regimiento, con más guerra encima que Napoleón Bonaparte, nos esforzábamos por enseñarles a conservar el pellejo a buen recaudo sin que sirviese de nada, pues en cuanto oían la primera explosión los muy idiotas se agrupaban como corderitos temblorosos en lugar de dispersarse y el siguiente pepinazo se llevaba por delante a una docena de ellos.

Pobres chicos. A menudo me pregunto por qué demonios están aquí, hundidos en la mierda, en lugar de en sus casas, con sus padres, con sus hermanos...

El asalto fue tan salvaje como los otros quince o veinte anteriores. Las ráfagas de ametralladora silbaban por todas partes, los mugidos de los proyectiles, nuestros o de ellos, rasgaban el aire sobre nuestras cabezas y las escenas de muerte y masacre se repitieron una y otra vez, aquí y allá... El capitán que dirigía el ataque sopló el silbato llamando una vez más a retirada. Al parecer, los boches habían iniciado un contraataque y lo teníamos crudo. Me pegué al suelo a la espera de que pasase la tormenta y poder regresar a las líneas francesas cuando algo me golpeó en la cabeza y perdí el conocimiento.

Era de noche cuando desperté. No se oía nada. Levanté despacio la cabeza y vi que todo estaba tranquilo. Me habían debido dar por muerto. Aturdido, salí del crater y me dí la vuelta para retroceder hacia nuestras alambradas. Entonces lo ví, Pierre, hermano.

Estaba echado en el suelo, acurrucado, temblando de pánico con los brazos agarrándose las piernas. No tendría más de dieciséis años y parecía muy asustado. Llevaba uniforme alemán, demasiado ancho para sus espaldas de crío. El máuser estaba a su lado, pero no hizo intención alguna de cogerlo. Creo que ni siquiera lo había llegado a disparar. El pobre chaval estaba muerto de frío, aterrado, como quien no tiene ni puta idea de lo que está haciendo ni de lo que pinta en medio de esa barbarie y me miraba con ojos vidriosos, mascullando palabras en su lengua que yo no entendía. Levanté el Lebel de 8 mm. y le apunté a la cabeza. Y el pobre crío se echó a llorar.

Pensé en los cientos y cientos de muchachos como él, como yo mismo, condenados a machacarnos unos a otros en nombre de un maldito trapo de colorines y por orden de unos tiparracos llenos de medallas que no habían visto los ojos de la Muerte en su vida, los Pétain, los Foch, los Joffre y la puta que los parió a todos ellos. Pensé en tí y en mí, en Bonancieux, en Lamartine, pensé en todos los jóvenes soldados de todas las jodidas guerras, desde las Termópilas hasta la franco-prusiana, masacrándose unos a otros mientras una madre, un padre, unos hermanos, unas novias rezaban a sus dioses para que volviesen de una pieza. ¡Con el escudo, sobre él o sin él, qué más dará...!

Bajé el fusil, sonreí y le dije al pobre chico:

¡Feliz Navidad, hermano...!

Me miró con incredulidad. Supongo que no había entendido nada, pero mi expresión amistosa tuvo la virtud de tranquilizarlo. Le hice un gesto con el fusil y el chico se puso de rodillas, me sonrió, dijo algo ininteligible (tanke, o algo así) y salió arrastrándose hacia sus líneas. Yo me dirigí entonces a las mías.

Y no sé por qué, pero me sentía bien. Me daba la impresión de haber hecho lo correcto por primera vez en toda la guerra... "


(Fragmento de una carta encontrada en el bolsillo del cadáver de un soldado francés en el frente del Somme el 26 de diciembre de 1915)

PACEM IN TERRAM

(P.D.: la historia es mía...)

Artemisa dijo...

Hola Enrique!!

Muchas gracias por regalarme una historia tan bonita, escribes muy bien :)

Que triste son las guerras... pero todos los que han luchado contra ellas, en defensa de la paz... han sido asesinados...

Vuelve siempre que quieras ;)
Besitos!
Nos vemos!

Herodoto dijo...

Sí. Nos veremos en Teruel. En 1217. En una ciudad inmersa en la Edad Media, llena de caballeros, damas, monjes, juglares, saltimbanquis, puestos de mercado, soldados... ;)

Celebro que te haya gustado la historia. Normalmente la utilizo para felicitar la Navidad, pero esta vez es un canto a la Paz, a Luther King, a Ghandi, a Nelson Mandela, a la madre Teresa de Calcuta y a todos los que día a día la siguen haciendo posible. O, al menos, lo intentan...

Miles de besicos

Enrique (caballero medieval)

Herhada dijo...

Hola artemisa!

Sin dudas, el mejor post que has hecho! Me encantó! Y muuuy cierto!
Me quedé pensando en muchas cosas, sobretodo en la idea de que la paz es posible si queremos que así sea. Yo también lo creo.
Espero que podamos difundirlo.
Gracias por hacer de este espacio un lugar así para poder pensar cosas que nos hacen tan bien!

Te deseo lo mejor!
Ahhh! Y como siempre, muchas gracias por tus hermosos mails! De corazón gracias!

suerte y que sigas bien!

Herhada.

Mónica dijo...

hola ¿cómo estas? Feliz día entonces.

bsss. Nos vemos.

ValEnTiN dijo...

Creo pequeña mía que todo el mundo está sediento y falya de paz, tan solo un poco, tan solo un reflejo y parece contradictorio,lo unico que vemos en escala es guerra; pero apuesto siempre a que podemos convivir en paz entre los hombres.
Te dejo un gran saludo con mi remanso de paz.
Hasta pronto Evita!!!

Merce dijo...

En todos los blogs del ciberespacio debería haber una mensción al menos al Gandhi y una versión de Imagine.
Yo también tengo la mía. XD
Un besico

CalidaSirena dijo...

Ojalá que la paz llegase por fín a nuestras vidas, pero antes de eso tiene que llegar a nuestro corazón,cuando él esté limpio de odios y rencores, entonces es cuando podremos encontrar la paz en el mundo..
Un beso muy dulce..

libra dijo...

Preciosa entrada Eva, y hermosa canción que no me canso nunca de escuchar...y hay una frase muy cierta,bueno todas lo son, pero una en especial, si creemos que la Paz es posible entoces vendrá la Paz...un beso enorme, y felicidades por esta entrada tan bonita.

Jairo dijo...

Preciosa dedicatoria a un dia en el que tod@s deberiamos pararnos a pensar.

Las frases me han gustado, en especial la ultima

Un saludo

Anónimo dijo...

Querida Eva:
Enhorabuena por tus celebraciones de los mejores “Raticos” que tenemos los humanos…¡¡¡Tu eres la PAZ!!!... ¡¡Espero que siempre te acompañe!!
Javier Morera

Olga dijo...

Querida Eva:
Te faltaba mi comentario, yo que soy una ferviente seguidora y defensora de la paz.
Me ha encantado tu post dice muchas verdades y estoy de acuerdo con ellas.Que siempre te acompañe la paz.Con cariño.
Olga